Papúa

Por Ana S. Diéguez

Un viaje a la jungla en el corazón de Madrid. Exotismo y tradición en un mismo espacio. Una inolvidable aventura gastronómica que conquista los sentidos y enamora el paladar. En Papúa nos adentramos en un universo diseñado por el arquitecto Adolfo Monserrat. Vegetación, animales de cerámica y una enorme jirafa que nos da la bienvenida y nos traslada a un original universo en el que todo es posible. 

Papúa es el resultado del ambicioso proyecto de Jorge Rivero Prados y Noel Duque Martínez, dos jóvenes emprendedores de Alcalá de Henares. Dos apasionados de la gastronomía, que han recorrido el mundo probando y disfrutando de sus platos. Documentándose, aprendiendo y empapándose de la esencia gastronómica de cada región, para hacernos partícipes de esa pasión que ambos derrochan: el amor por la gastronomía en estado puro. 

En Papúa nos trasladan a Nueva Guinea, un enigmático exotismo gastronómico que intriga, seduce y conquista. Seiscientos metros cuadrados decorados al milímetro, para deleitarnos no solo el paladar, sino también la vista. Una estampa que sorprende e invita a adentrarse en una exótica propuesta gastronómica que, Andrés Castaño perfila con maestría tras su paso por Cebo.

Texturas y aromas

Un servicio sumamente amable, cercano y profesional nos recibe nada más aterrizar en Papúa, guiándonos sabiamente por los recovecos de su carta. Un original detalle, el aperitivo de la casa, una rica crema con un divertido nombre rebosante de actualidad y de sabor, la crema PCR. 

Tras ese acertado comienzo comenzamos la aventura con una curiosa y original versión del foie. Bajo el nombre de pasión por el foie, saboreamos un exquisito plato de fruta de la pasión rellena de mousse de foie caramelizada y flan de pasión acompañado de plum cake también de pasión. Un auténtico orgasmo gastronómico que incita a regresar a Papúa muy pronto solo por volver a saborearlo.

Continuamos con una espectacular ensalada César en versión rolls de pollo asado con lascas de parmesano, cortadas ante nuestra atenta mirada. Probamos unos sabrosos buñuelos de bacalao rellenos de “Ajo Arriero” tradicional y coronados con unas finas láminas de bacalao a 52ºC, que dieron paso a las croquetas. De cocido y de jamón. Las primeras rebosan un auténtico sabor a cocido madrileño y van decoradas con una suave mayonesa al Jerez, mientras que las segundas además del jamón que esconden en su interior van coronadas con unas finas lonchas del mismo producto, un fantástico jamón ibérico Carrasco.

El siguiente plato nos resultó divertido y delicioso. Jugando con una equilibrada combinación
entre tradición y diversión, la tortilla “vaga” de cocochas de merluza braseadas con dos pilpiles de amontillado y guindillas dulces, es un verdadero espectáculo. Suave, ligera y al mismo tiempo sabrosa, resulta un plato muy recomendable de la carta de Papúa.

Para terminar, nos decantamos por una opción intensa. El arroz bomba mantecado con picaña de vaca rubia gallega, con ciento ochenta días de maduración. Una auténtica explosión de sabor en boca, ideal para los paladares más intrépidos.

Lamentablemente, en esta ocasión y debido al ajetreado ritmo de la vida, que es algo habitual en los tiempos que corren, no pudimos rematar con uno de los apetecibles postres de su carta. Nos quedamos con ganas de probar su ya famosa tarta de queso payoyo horneada con violeta de Madrid o la tarta de chocolate de masa quebrada rellena de helado, peta zetas y brownie que se termina ante el comensal, pero sobre todo, nos faltó probar el postre predilecto de Noel, el arroz con leche en versión Papúa. 

Sin duda, volveremos a degustar la carta de postres y su cuidada coctelería que ha cobrado un gran protagonismo gracias al saber hacer de su coctelero, Daniel Regajo que ha viajado por todo el mundo para adquirir el aprendizaje y la maestría de la que hace gala. 

Papúa, un concepto gastronómico que fusiona tradición y diversión para nuestro disfrute. El gran salto a la fama de sus fundadores, Noel y Jorge, que rebosan orgullo e ilusión cuando nos narran sus inicios en el duro mundo de la restauración y cuyos ojos destellan ilusión al confesarnos orgullosos que han visto su sueño hecho realidad: Papúa Colón.

Dirección: Plaza de Colón, 4 (Madrid) 

Precio medio: 40€ 

Precio menú del día: 14,90 € 

Reservas: reservas@papuacolon.com 915 766 897 

www.papuacolon.com